castellano  /  english  /  français  /    中文  /  INICIO CONTACTA CON NOSOTROS
 
   


Fuente de la Aldehuela





Muestra fotográfica de lugares de la ciudad.
Pase el ratón sobre las imágenes para ampliar.

 

Itinerarios> Barrios rurales

barrios rurales

_________________________________________________________

Además del núcleo urbano, Teruel cuanta con diez barrios rurales situados en un radio de unos 12 km. en torno a la ciudad. Un recorrido por ellos nos lleva a conocer un modelo de vida más relajado por la población que tienen, que a lo sumo alcanza unos centenares de habitantes.

En uno de estos recorridos podríamos conocer Castralvo, La Aldehuela y Villaspesa. Partiendo de la segunda rotonda de la Avda. Sagunto de la ciudad, sale una carretera que, tras recorrer unos cuatro kilómetros nos acercará a Castralvo. Situado en la margen izquierda de la rambla de Valdelobos, junto a las gentes que siempre lo habitaron ahora se ha convertido en lugar de tranquilas residencias.

Continuando por la misma carreta otros siete kilómetros más llegaremos hasta La Aldehuela. Situado ya en las estribaciones del macizo de Javalambre, su término goza de magníficos parajes naturales y fuentes, como La Hortaleza, con abundancia de agua y en un entorno privilegiado. Mención a parte merece la fuente de La Aldehuela, dentro del casco urbano. Data de 1724 es de estilo neoclásico y tiene un gran interés arquitectónico.

Sin entrar a Teruel, y a través de la circunvalación en dirección Zaragoza, se encuentra el desvío que nos lleva hasta este clásico barrio rural. Tradicionalmente agrícola, en la margen izquierda del Turia, hoy es también un barrio residencial. El visitante no puede perderse una pequeña joya del modernismo turolense como es la iglesia del Salvador obra de Pablo Monguió.

En otro pequeño recorrido, ya en distinta dirección, podríamos conocer otros cuatros barrios como son San Blas, El Campillo, Concud y Caudé. Saliendo por la carretera nacional en dirección Zaragoza y, antes del polígono industrial encontraremos el desvío que nos lleva en unos tres kilómetros a San Blas. Situado en la margen izquierda del Guadalaviar y convertido en barrio residencial, cuenta con unos parajes naturales dignos de ser recorridos. Un camino natural de unos tres kilómetros nos llevará aguas  arriba, a través de unos profundos estrechos, hasta el pantano del Arquillo.

Siguiendo la carretera, y a unos once kilómetros de Teruel, se llega a El Campillo. Situado a más de 1.100 de altitud y con muy escasa población, en sus alrededores se encuentran extensos pinares que hacen las delicias de los buscadores de hongos. En el núcleo habitado, es típica la fotografía de su balsa en la que se refleja la silueta de la torre.

Deshaciendo el camino recorrido, dentro del polígono industrial y en su primera rotonda, encontramos el desvío que nos lleva a Concud tras recorrer unos 5 kilómetros. Sus casas se levantan junto al Regajo, que lleva sus aguas al río Alfambra. A destacar la riqueza paleontológica del Barranco de las Calaveras y el Cerro de la Garita, yacimientos con importantes restos fósiles de la fauna de mamíferos del Turiolense en el Mioceno Superior, hace 7 millones de años. Estos yacimientos han sido declarados Bienes de Interés Cultural.

Desde Concud hay un camino que nos lleva a Caudé, aunque sin un coche en condiciones sería mejor retornar a la carretera nacional realizar un trayecto algo más largo. En Caudé encontraremos una iglesia barroca del siglo XVIII dedicada a Santo Tomás de Canterbury. Muy interesantes son los trabajos de forja que pueden encontrarse en sus calles. En su término, sobre lo que fue un antiguo polígono militar de tiro aéreo, se han construido unas instalaciones aeroportuarias con una larga pista de aterrizaje.

Nos queda un tercer recorrido que nos llevará a Valdecebro, Tortajada y Villalba Baja. Para realizar el camino tomaremos la carretera de Alcañiz saliendo por el norte de la ciudad y, al llegar a la rotonda de acceso a la autovía, tomaremos la dirección a Cantavieja que nos llevará, tras recorrer unos siete kilómetros, hasta el barrio rural de Valdecebro. Esta situado en medio de una hermosa campiña, con abundantes pinares, carrascales y rebollares, en la margen izquierda de la rambla del Río Seco.

Retornando a la rotonda de la autovía y tomando dirección a Alcañiz, llegaremos a Tortajada en un recorrido de unos siete kilómetros. El núcleo de casas de Tortajada está situado junto al río Alfambra y las antiguas huertas de su zona regable se han convertidos en interminables choperas. En su término y a no mucha distancia, es interesante la excursión a la pequeña laguna de su nombre.

Siguiendo la carretera de Alcañiz otro par de kilómetros se llega a Villalba Baja. La carretera atraviesa el interior del barrio y el río Alfambra bordea sus casas. Huertas y choperas ocupan las márgenes del río y más allá, el terreno calizo produce un paisaje dedicado a cultivos de secano. Interesante, lindando al pueblo, es un barranco con abundantes cuevas.

 

   
© 2013 Ayuntamiento de Teruel. Servicio de Turismo. | Plaza de la Catedral, 1 44001 Teruel Telf./Fax.: 978 62 41 05 |   infoturismo@teruel.net
Aviso legal |  Mapa web |  Protección de datos